La Compañía Nacional de Danza llena la Plaza Mayor

Anoche 3.500 espectadores no se quisieron perder la mejor danza en uno de los espacios más emblemáticos de Madrid, su Plaza Mayor. Bajo la dirección artística de José Carlos Martínez.

 

La Compañía Nacional de Danza representó anoche un programa doble, y la escusa no era otra que celebrar el IV Centenario de la Plaza Mayor, cuyo programa cultural pretende devolver su protagonismo para que recupere su esencia y se convierta en un espacio vivo y foco cultural de la ciudad.

Los más tempraneros en acceder a la plaza consiguieron una de las 2.500 butacas habilitadas. Los otros mil –de pie– disfrutaron de un montaje gratuito, que aunaba una primera parte de corte clásico y una segunda coreografía contemporánea: Don Quijote Suite, obra con coreografía del propio José Carlos Martínez inspirada en el clásico de Petipa y Gorski, con y Minus 16, una pieza “diferente”, impredecible y única del israelí Ohad Naharin y estrenada por la compañía en 2013 en el Teatro de la Zarzuela.

Don Quijote Suite

 

El Ballet Don Quijote de Marius Petipa fue, junto con El Lago de los Cisnes, uno de los ballets más populares en Rusia, donde se creó en 1869 sobre una partitura de Ludwig Minkus. Esta obra, llena de color, rompía con el universo de las criaturas sobrenaturales o etéreas de los ballets clásicos del XIX para poner en escena a la gente del pueblo.

El libreto se basa en un episodio del segundo volumen de El Quijote de Cervantes (capítulo XXI, “Donde se prosiguen las bodas de Camacho y otros gustosos sucesos…”), y la acción se centra más en los amores tumultuosos de Quiteria y Basilio que en las propias aventuras de Don Quijote y Sancho.

Muchos han sido los coreógrafos que han creado sus propias versiones de este gran clásico, como Rudolf Nureyev para la Ópera de Viena, o Mikhail Baryshnikov para el American Ballet Theatre.

En su Suite de Quijote (que recoge varios extractos del primer y del cuarto acto original), José Carlos Martínez centra aún más la acción en los personajes de Quiteria y Basilio, utilizando al cuerpo de baile para dar más dinamismo a la acción de este gran clásico atemporal con sabor español.

La Compañía Nacional de Danza

La actual Compañía Nacional de Danza (CND), que dirige José Carlos Martínez desde hace ya más de seis años, es la prueba fehaciente de que el proyecto de una compañía nacional híbrida de calidad es hoy una realidad. Martínez ha demostrado en este período que, con esfuerzo y creatividad, se pueden hacer muchas cosas.

La dirección ha sabido combinar piezas de reputados coreógrafos de nuestro siglo, con creaciones originales de creadores españoles, obras neoclásicas y otras de lenguaje académico.

La equiparación, en el seno de la compañía, de los perfiles más contemporáneos con los académicos ha sido una de las grandes apuestas de la actual dirección desde que tomara las riendas de la compañía en septiembre de 2011.

Su preocupación por la creación de nuevos públicos a través de programas educativos, así como numerosas actividades paralelas que involucran al público que sigue a la compañía, completan la radiografía de una CND en pleno proceso de expansión. Buena prueba de ello es el creciente número de actuaciones y porcentajes de ocupación, así como los compromisos nacionales e internacionales cerrados ya para los próximos años.

Aurora Cancela Pérez
Aurora Cancela Pérezhttps://www.cronicanorte.es
Aurora Cancela Pérez, periodista, licenciada en Ciencias de la Información y vecina de Colmenar Viejo. Es redactora en Crónica Norte desde 2017. Apasionada de la información local y los viajes.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
40,069FansMe gusta
7,865SeguidoresSeguir
40,069SuscriptoresSuscribirte

Puede Interesarle...

pronto descubrirás aquí algo nuevo...!!!