Los bañistas de la piscina de verano de Algete recibieron consejos para protegerse del calor

Cruz Roja Española ha instalado una mesa informativa en la piscina del Polideportivo Municipal Duque de Algete dentro de la campaña “Yo me protejo”. Voluntarios de esta organización han informado y entregado documentación a los bañistas sobre cómo prevenir y evitar las consecuencias de las altas temperaturas y los golpes de calor.

Con la llegada del verano Cruz Roja Española ha lanzado la campaña “Yo me protejo”, para prevenir las altas temperaturas, con las que se está ofreciendo información y consejos prácticos en piscinas y playas para evitar las consecuencias del calor en la salud. Aunque la campaña se dirige a toda la población, se presta especial atención en aquellas personas especialmente vulnerables, como la infancia, quienes sufren enfermedades y muy especialmente las personas mayores.

Los consejos más básicos

Se recomienda por ejemplo beber al menos un litro y medio de agua al día, incluso aunque no tengamos sed o no sintamos especialmente el calor. Para ello es aconsejable llevar siempre a mano una botella de agua pequeña, y beber de ella a pequeños sorbos, tomando un vaso de agua cada dos horas. También se recomienda evitar bebidas con cafeína, alcohol o bebidas con azúcares añadidos.

Las personas vulnerables deben prestar atención a los cambios bruscos de temperatura que se producen al entrar y salir de los vehículos, o de las viviendas y tomar las precauciones necesarias. En el hogar, se aconseja permanecer en las estancias más frescas, bajar persianas y si se dispone de aparatos de aire acondicionado, mantener una temperatura constante.

A la hora de comer…

En cuanto a comidas, se sugiere especialmente tomar alimentos ligeros que ayuden a reponer las sales perdidas por el sudor (que contengan ensaladas, frutas, verduras, gazpachos o zumos) y evitar la automedicación. En la playa, la piscina o en el campo, nunca hay que olvidar la protección solar adecuada, aplicándola 30 minutos antes de salir de casa y de forma generosa; y protegerse la cabeza con un gorro o sombrero, así como los ojos con gafas de sol.

Cabe recordar que las altas temperaturas pueden producir efectos negativos sobre nuestra salud como debilidad, fatiga, dolor de cabeza, falta de apetito, insomnio o calambres.

Aurora Cancela Pérez
Aurora Cancela Pérezhttps://www.cronicanorte.es
Aurora Cancela Pérez, periodista, licenciada en Ciencias de la Información y vecina de Colmenar Viejo. Es redactora en Crónica Norte desde 2017. Apasionada de la información local y los viajes.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
40,069FansMe gusta
7,865SeguidoresSeguir
40,069SuscriptoresSuscribirte

Puede Interesarle...

pronto descubrirás aquí algo nuevo...!!!