Google+

Los juguetes con conexión a Internet han sido los más populares estas navidades

Los niños de todo el mundo han recibido, por parte de los Reyes Magos y Papá Noel, gran cantidad de regalos, pero la mayoría de ellos tienen algo en común: Juguetes con conexión a Internet.

Uno de los más populares es un reloj infantil con servicio de localización en tiempo real, llamada bidireccional, llamada de emergencia, cámara de fotos y vídeo, linterna, chat de voz, monitor de voz remoto y juego de matemáticas, todo en uno

El reloj de pantalla táctil está diseñado para niños y niñas desde los tres hasta los doce años, funciona gracias a una tarjeta SIM y es compatible con varios teleoperadores. Los padres y madres controlan el gadget con una aplicación para conocer la ubicación exacta de sus hijos. Con él pueden sacar fotos en remoto que podrán ver desde su propio móvil.

Pero además de este reloj multifunción, el sector juguetero está traspasando las froteras tradicionales y ya podemos encontrar en el mercado desde muñecas, mascotas, drones, robots, coches, y hasta puzles y bloques de construcción. Tienen una característica común: se conectan a internet y comparten datos.

Estos juegos pueden responder a órdenes o preguntas, grabar o transmitir imágenes a través de sus cámaras, reproducir o reconocer la voz del niño para interactuar con él, y permiten a los menores navegar o comunicarse a través de internet.

Un riesgo para la seguridad

Todas estas propiedades se convierten en riesgos, según el Centro de Seguridad en Internet para menores de edad en España, llamado Internet Seguro For Kids (IS4K), que ejecuta sus servicios a través del Instituto Nacional de Ciberseguridad (INCIBE).

Al igual que en el mundo de los adultos, estos gadgets infantiles se enfrentan a la protección y gestión de los datos, con una problemática añadida: los usuarios son menores. Desde la Comisión Europea, la experta Stéphane Chaudron trabaja en el Instituto para la Protección y Seguridad de los Ciudadanos en varios proyectos dedicados a proteger los derechos y la seguridad de los niños en tecnologías emergentes.

En su laboratorio se prueba el funcionamiento de los juguetes para comprobar de qué forma estos dispositivos almacenan y comparten la información del menor. Chaudron y su equipo colaboran con unos 12.000 fabricantes para evitar fallos y siguen la política del “menos es más”, es decir, recoger menos datos es más seguro para nuestros hijos. La Comisión Europea recomienda esta estrategia a los fabricantes.

La privacidad del niño, ante todo

La seguridad no es el único problema al que se enfrentan niños y niñas al manipular juguetes conectados. La privacidad es la verdadera amenaza. “Gracias a los sensores, los softwares de los juguetes pueden recopilar datos personales y de juego, como la conversación del niño con su muñeca”, detalla a Sinc Giovanna Mascheroni, investigadora en la facultad de Ciencias Políticas y Sociales de la Universidad Católica del Sagrado Corazón en Milán (Italia).

Según la científica, los padres tienen poco control sobre cómo se almacenan estos datos, con quién se comparten, cómo y para qué fines se analizan. Y es aquí cuando entra en juego la datificación: una gran parte de nuestro día a día se traduce en datos que se pueden medir, cuantificar y predecir.

Los juguetes conectados poseen sensores, micrófonos y cámaras que permiten la interacción y el intercambio de información con el niño y con otros dispositivos. El almacenamiento de datos puede suponer un riesgo, según alerta el IS4K, porque se registra información personal, como los datos del menor y su familia, información sobre sus gustos, horarios y localización, y las imágenes grabadas.

Los niños crecen en un mundo de datos. Los padres, que compran juguetes a través de los cuales vigilar a sus hijos, se implican en prácticas de privacidad que consideran buenas. “Esta normalización de la vigilancia se ha aceptado socialmente y se considera deseable”, señala la investigadora italiana.

Juegos más interactivos

A pesar de los posibles riesgos, en una sociedad donde los niños nacen inmersos en la tecnología, estos juguetes pueden ayudarles, según opina Giovanna Mascheroni: “Entre las oportunidades destaca la interacción personalizada. Además brindan experiencias de aprendizaje basadas en el interés”.

Si los datos se usan correctamente, los juguetes pueden aumentar la interacción social e “incluso la empatía”, apunta Jackie Marsh, directora de Aprendizaje y Enseñanza de la Universidad Sheffield, que participó en una conferencia en el último EuroScience Open Forum celebrado en Francia.

Según la experta –que ha explorado los cambios en el juego de los niños debido al desarrollo de la tecnología, los medios de comunicación y las culturas comerciales–, los nuevos muñecos inteligentes abre un mundo de conocimiento y curiosidad.

Los juguetes conectados fomentan un nuevo lenguaje entre la población infantil y sus muñecos, comprometiéndoles más con la tecnología a través del juego interactivo y el aprendizaje. Para Marsh, estos robots sociales incluso podrían incrementar su actividad física al obligarles a moverse y conocer ubicaciones.

En definitiva, los juguetes conectados ayudan a los niños a moldear su futuro digital. Pero todos los expertos coinciden en que los padres deben saber configurarlos de manera segura y aplicar pautas concretas para proteger al menor.

Actualmente (2013) Crónica Norte tiene una media de 46.000 visitantes diarios y más de 12 millones de páginas vistas al año.
Con un crecimiento constante a lo largo de los últimos 3 años. Nuestra política comercial aúna las ventajas de los visitantes webs y los lectores de la revista de papel con una tirada de 15.000 unidades y 45.000 lectores de media al mes.
Además ofrecemos campañas personalizadas y multisoporte: papel + web + newsletter + video + social media. inclusive servicios de streaming profesional.

Nos comprometemos a estudiar su caso y ofrecerle la mejor opción con ofertas muy atractivas.
Si Vd tiene un negocio o empresa consulte nuestras ofertas y posibilidades aquí Le informaremos con detalle para que sus productos y servicios sean conocidos por la audiencia de Crónica Norte. Gracias ;)
Puedes conocer más pinchando en Quienes Somos o llamarnos al 916 280 644 o 639706623