El Palacio de Hielo servirá como gran morgue ante el colapso de los crematorios de Madrid

A partir de este lunes 23 de marzo, el Palacio de Hielo de Madrid empezará a recibir cadáveres

El Ayuntamiento de Madrid anunciaba este lunes, 23 de marzo, que los crematorios de la ciudad están desbordados y no pueden hacerse cargo de más cadáveres debido a la crisis del coronavirus, por lo que la funeraria municipal se ha visto obligada a cerrar debido a la falta de trajes y mascarillas.

Los cadáveres, según las fuentes municipales consultadas, se amontonan en los hospitales públicos y en los domicilios particulares. Ante esta tesitura, el Consistorio, el Ejército y la Comunidad han acordado convertir el Palacio de Hielo en “la gran morgue” de la capital.

Una pista de 1.800 metros cuadrados

Se trata de una pista de 1.800 metros cuadrados habitualmente utilizada como recinto de ocio y campeonatos. Está incrustada en un complejo comercial repleto de tiendas y restaurantes. La previsión oficial, a tenor de lo contrastado por este periódico, es que “los cadáveres comiencen a apilarse allí a partir de este lunes por la noche”.

“Sabemos que es un tema muy delicado, pero no quedaba otra opción. Es una reacción necesaria. Los hospitales y los crematorios no dan más de sí”, especifican desde el Ejecutivo municipal. La pista de hielo -que se mantiene a una temperatura de cero grados- actuará como repositorio para aliviar el trabajo de las incineradoras.

Palacio de Hielo

Esperando para ser inhumados o incinerados

El plan comenzó a fraguarse hace “tres o cuatro días”, cuando la crisis del coronavirus colapsó las morgues madrileñas. En este frigorífico gigante, los cuerpos de los fallecidos “estarán en contacto con el hielo y esperarán a ser inhumados o incinerados”.

Eso sí, se deberán garantizarse ciertos aspectos en materia de sanidad mortuoria, con la conservación de féretros a temperatura adecuada, garantizar la trazabilidad adecuada de cuerpos, asegurar el manejo de cadáveres conforme a las indicaciones dadas por el Ministerio de Sanidad en cuanto al procedimiento para el manejo de cadáveres de casos de Covid 19 y cumplir “las normativas de adecuación a los acontecimientos excepcionales derivados de esta situación de pandemia”.

En colaboración con la UME


Previo papeleo administrativo, la Comunidad de Madrid, el Ayuntamiento y la Unidad Militar de Emergencias (UME) darán respuesta a esta cruenta necesidad, que se había convertido en un “imposible” durante los últimos días.

Se trata, en cierto modo, del capítulo que sigue al cierre de la funeraria municipal. José Luis Martínez-Almeida -alcalde- y Begoña Villacís -vicealcaldesa- han trasladado a los medios las “urgencias” de las que venían alertando… “y que no han obtenido respuesta”.

A lo largo de la mañana de este lunes, la UME se ha desplazado hasta allí para estudiar la disposición del enclave y decidir cómo se van a apilar los cadáveres. El Gobierno de coalición entre PP y Ciudadanos está satisfecho con el plan. “El Palacio de Hielo tiene capacidad para recibir todos los restos incluso en los momentos más duros de la pandemia”, destaca uno de sus miembros. 1.800 metros cuadrados y 16 metros de altura.

Desde el punto de vista gráfico, la imagen se tornará uno de los reflejos más cristalinos de la crisis del coronavirus. Este espacio, generalmente dedicado a cumpleaños infantiles y competiciones deportivas, se convertirá, de la noche a la mañana, en la gran morgue de Madrid. “No ha quedado más remedio”.

Comparte esta noticia en tu red preferida
Aurora Cancela Pérezhttps://www.cronicanorte.es
Aurora Cancela Pérez, periodista, licenciada en Ciencias de la Información y vecina de Colmenar Viejo. Es redactora en Crónica Norte desde 2017. Apasionada de la información local y los viajes.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Puede Interesarle...

36,230FansMe gusta
7,284SeguidoresSeguir
3,898SuscriptoresSuscribirte

pronto descubrirás aquí algo nuevo...!!!

Comparte esta noticia en tu red preferida